16-10-2020_cuidarte_es_cuidarnos_728x90 (1)

De Olga no quedaron más datos que su sonrisa de futuro

Derechos Humanos 28 de octubre de 2020 Por NEP Cooperativo
Se cumple un nuevo aniversario del secuestro y desaparición de Olga Arlina Robles Conti. Fue la primera persona nacida en Trenque Lauquen que sufrió secuestro, desaparición y todo lo demás que los asesinos genocidas de la última dictadura cívico-militar tenían reservado a sus miles de víctimas. El recuerdo de la Comisión por los derechos Humanos de Trenque Lauquen.
multimedia.normal.bb338017b0872ac9.4f4152325f7765625f6e6f726d616c2e706e67

Como otros años hemos expresado, al no haber un día definido, dentro del mes de octubre, en el que se sepa que secuestraron a Olga, paradójicamente se vuelve más difícil mantener viva la memoria de su destino (pues al no existir una fecha "que obligue" al recuerdo en un momento preciso del mes, octubre tiende a terminarse sin que hayamos cumplido con el "deber de memoria").

Olga Arlina Robles Conti fue la primera persona nacida en Trenque Lauquen que sufrió secuestro, desaparición y todo lo demás que los asesinos genocidas de la última dictadura cívico-militar tenían reservado a sus miles de víctimas.

Olga estaba estudiando un Bachillerato acelerado para adultos en La Plata, pero no está claro si la secuestraron en esa ciudad, o en Córdoba (donde vivían familiares, entre ellos una hermana que también estuvo detenida-desaparecida, pero afortunadamente sobrevivió al horror sistematizado).

Tenía 27 años, Olga, cuando la "borraron de la faz de la Tierra". Así como no sabemos el día de octubre de 1976 en que desapareció, o el lugar en que la secuestraron, tampoco fue vista por sobreviviente alguno en un centro clandestino de detención y exterminio. Es decir que, desde hace 44 años, nada conocemos acerca de Olga, quien representa el drama de la desaparición de una persona de modo paradigmático.  

Así que, más vale tarde que nunca, dentro del mes de octubre, vayan estas palabras de recuerdo y homenaje para Olga Robles, cuya sonrisa no ha sido olvidada, y contribuye a iluminar un país más justo y soberano. Al observar su foto en la pancarta que tantas veces ha marchado por los bulevares de Trenque Lauquen, la alegría que ella manifiesta en esa imagen nos contagia con su esperanza y compromiso en la construcción de una sociedad con menor desigualdad y más democracia participativa.   


OLGA ARLINA ROBLES CONTI: ¡Presente! ¡Ahora y Siempre!

GIF REMERA CATALEJO

Te puede interesar