16-10-2020_cuidarte_es_cuidarnos_728x90 (1)

Feriantes y emprendedores en crisis: "El Municipio se olvidó de nuestro sector"

Información General 10 de mayo de 2020 Por NEP Cooperativo
Reclaman medidas urgentes para poder trabajar. Sin ingresos, hacen frente a créditos, impuestos y obligaciones imposibles de cumplir. Crearon canales de venta online y preparan una propuesta para volver a feriar.
feria-artesanos-y-gastronomicos-febrero-2016-8

(OESTEBA) - La pandemia y el aislamiento social dejará saldos gravísimos en muchas actividades económicas denominadas “formales” y será devastador para aquellas que los libros señalan como “informales”, a donde pertenecen muchos microemprendedores, artesanos y feriantes del distrito que están parados desde que se decretó la cuarentena y advierten que la Municipalidad habilitó comercios e industrias pero no estos rubros de autosustento.

Con la cantidad de días transcurridos y de acuerdo a la estructura económica de algunas de estas familias, están hoy parados ante una situación dramática: sin ingresos, haciendo frente a créditos, impuestos y obligaciones imposibles de cumplir: quieren presentar una propuesta para realizar una feria bajo estrictas medidas sanitarias como ya se aplican en el sur del país.

Reunidos en el espacio “Feria Libre” un grupo de vecinos contó a OESTE BA el drama de los microemprendedores y feriantes en Trenque Lauquen. “Estamos en crisis, muchos sin ingresos. Vemos reaperturas de comercios de diferentes rubros pero nuestro sector no es tenido en cuenta” se quejaron consultados por este medio.

Subrayaron que el Municipio “se olvidó de los microemprendedores y feriantes” que por su estructura tributaria y condiciones administrativas tampoco podían ingresar a la aplicación de venta on line oficial de la Comuna porque la mayoría “no tiene habilitaciones comerciales”. A pesar de eso, “desde nuestro espacio creamos canales alternativos de venta y difusión a través de Internet y estamos elaborando una propuesta de feria artesanal con estrictos controles sanitarios, siguiendo el ejemplo de Trelew”.

QUÉ ES LA FERIA LIBRE

Feria Libre es un espacio de producción y comercialización comunitaria para artesanos y micro emprendedores, “que nos agrupamos en ferias y a través de redes sociales para difundir y vender nuestras producciones”.

Hace varios meses que “nos estamos organizando, intercambiando problemáticas y puntos en común, con la idea de sostenernos, fortalecer las actividades que venimos desarrollando, y con la certeza de que más que nunca, la conformación de un espacio colectivo es fundamental para posicionarnos como trabajadores que generamos un interesante movimiento económico en el distrito y mejorar las condiciones laborales que tenemos”.

“Somos un grupo de trabajadoras y trabajadores que producimos artesanías, objetos, comida y plantas y que agrupados en la economía social le aportamos a Trenque Lauquen un movimiento económico que queda en el distrito, ofreciendo productos originales y de calidad. Además, reunidos en ferias, constituimos un atractivo para la comunidad, que se convierte en un espacio de visita y paseo para las vecinas y vecinos”.

UN  ESPACIO ORGANIZADO

Desde Feria Libre “vamos a decidir, trabajar y gestionar sobre cuestiones que tengan que ver con el trabajo que desarrollamos. Ofrecer y vender nuestros productos con regularidad. Decidir sobre espacios y fechas para desarrollar las ferias. Trabajar para solucionar problemas de traslado e infraestructura en relación con las ferias. Que TODXS puedan trabajar en cada espacio que se proponga. Y generar un espacio para el debate, la formación y el desarrollo permanente de nuestro trabajo”.

En este momento, a raíz de la emergencia sanitaria nacional, “estamos difundiendo nuestras producciones a través de nuestras redes sociales”, señalaron y remarcaron que son un “espacio de producción popular abierto. Cualquier persona interesada en participar nos puede contactar a través de las redes sociales”.

TESTIMONIOS DE FERIANTES

Ani, hace sahumerios y vinilos decorativos, “formo parte de Feria Libre, un espacio autogestionado que surge como solución a la problemática de no tener un lugar físico donde podamos vender y publicitar nuestros productos de forma regular en la ciudad. La emergencia sanitaria nos afectó muchísimo a nivel económico, ya que, entre otras cosas, no podemos realizar ferias. Pero a pesar de eso desde el grupo se buscaron alternativas y generamos dos canales de venta online a través de las redes sociales, ya que paradójicamente la aplicación que lanzó el Municipio deja afuera a quienes trabajamos en la economía social”, sostuvo.

La situación “me afecta económicamente, pero también me siento desprotegida por un Municipio que no se acerca a este sector ni siquiera para saber cómo llevamos esta situación, pero que luego dice querer fortalecer las ferias y los lugares de encuentro para que los artesanos crezcan en sus emprendimientos. Queda en evidencia que poco importa nuestro sector”.

Paola produce vasos artesanales con material reciclado y dijo: “Soy artesana y esta situación me afecta directamente al no poder realizar ferias como lo veníamos haciendo junto a mis compañeros. Seria importantísimo que nos dejen exponer ya que ante la imposibilidad de trabajar nuestro ingreso económico hoy es cero. El Municipio no nos reconoce como trabajadores, es imposible salir adelante en una situación en la que no podemos trabajar. Los artesanos también pagamos la luz, compramos pañales y tenemos deudas, somos cultura, damos identidad a los pueblos, expresamos la capacidad que tenemos de crear y damos testimonio de nuestra manera de vivir. Necesitamos sostener nuestras familias y nuestros hogares, sólo pedimos poder volver a trabajar”.

Sandra, tiene 48 años y señala que fue expulsada del sistema “por las políticas del gobierno anterior. En mi batalla por sobrevivir me encontré autogestionando mi economía a través del maravilloso mundo de la  artesanía. Me dedico a fabricar sahumerios y almohadillas térmicas de semillas, encontrando un espacio en las ferias para desarrollarme.   En este tiempo de pandemia estamos condicionados, ya que no pudimos ir más a las  ferias, personalmente estoy parada, al no poder vender no puedo comprar los insumos y no puedo producir. Se deja de invertir, se genera una crisis y desde el Estado a nivel local no se asiste, no se contempla a los artesanos. No recibimos ni un llamado preguntando por nuestra situación, no tenemos ningún tipo de asistencia y estamos sin trabajar desde marzo”.

 Anyi, produce muñequería en tela: “No feriar a mí me complicó bastante, estoy vendiendo algo por la página que tenemos en el Facebook pero no es lo mismo que exhibir nuestros trabajos, yo vivo en un lugar retirado y la gente le cuesta llegar. Por ahora no tengo otro trabajo, y lamentablemente a quienes formamos parte de las ferias, artesanos y emprendedores, no nos tienen en cuenta para nada”.

Yisela confecciona duendes “es muy injusto que nos sigan dejando de lado, muchas personas vivimos de esto, si no fuera por mi marido no tendría ni para comer. Tengo muchas ganas de trabajar y empezar de nuevo”.

Diego, dijo a OESTE BA: “Llevamos adelante una pequeña fábrica de pines y otros artículos personalizados, una idea surgida en plena crisis económica, generada por los que después nos mandaban a crear empresas y generar dinero. Encontramos en la Feria Libre un espacio comunitario y autogestivo donde podemos comercializar nuestras producciones, nos organizamos en plena crisis económica, generamos trabajo y le aportamos a la ciudad un movimiento económico importante, además de constituir un atractivo cultural en los espacios públicos”. “Nuestra producción está paralizada hoy, seguimos vendiendo online pero ya no alcanza para la compra de insumos o pagar el crédito para las maquinarias. Desde Provincia y Nación han lanzado algunas convocatorias para artistas y creadores que ayudan a aguantar la situación, pero el estado local se olvidó de quienes trabajamos en la producción popular y formamos parte de la economía social de Trenque Lauquen”, sostuvo.

GIF REMERA CATALEJO

Te puede interesar